Novedades

Volvió a la victoria

Vélez derrotó 1-0 a Gimnasia (LP) en el Estadio José Amalfitani y se quedó con tres puntos importantísimos en el inicio de la novena fecha del certamen. En un partido con pocas ocasiones de gol, El Fortín golpeó en el momento justo y fue superior al Lobo. El único gol del partido lo marcó Jhonathan Ramis.

Desde los primeros minutos de juego, se pudo observar las intenciones de ambos equipos. Vélez, con tenencia y paciencia, intentó penetrar las dos líneas de cuatro jugadores dispuestas por Pedro Troglio en Gimnasia. Con el correr del tiempo, el equipo de Heinze entró en la incomodidad, ocasionada por el planteo rival, y sufrió dos ocasiones claras del visitante. Ambas, teniéndolo a Santiago Silva como protagonista. A los 13’, una mala marca de la defensa del Fortín habilitó a que Santiago Silva quede perfilado al arco de Alexander Dominguez, pero su remate se fue desviado. Minutos más tarde, a los 21’, el Tanque le ganó la posición a Laso y volvió a rematar con el arco de frente, pero el mismo dio en el costado externo del arco. A los 27’ ocurrió la jugada más vibrante del primer tiempo: Gastón Díaz remató un gran tiro libre, desde una distancia considerable, y la pelota impactó de lleno en el travesaño del arco de Gimnasia, produciendo la euforia de todos los fortineros.

En el complemento, los primeros minutos de juego fueron similares al primer tiempo. El cambio de Thiago Almada por Lucas Robertone, sin dudas le dio otro aire al equipo de Heinze, que logró encontrar muchos más espacios y la pausa justa para ser más punzantes en el pase final. A los 17’ llegó el único tanto de la noche: La presión de Vélez derivó en un error de Gimnasia en su descarga hacia los defensores. El encargado de tomar esa pelota fue Jhonathan Ramis, quien encaró, entró al área, y eligió pegarle de derecha hacia el palo izquierdo de Arias. El uruguayo anotó así, el primer gol con la camiseta del Fortín y el partido se puso 1-0 para los de Liniers. Con la ventaja jugando de local, Vélez manejó muy bien los tiempos del último tramo del partido y se aseguró la victoria. Pudo aumentar la cuenta en una de las últimas del encuentro, con una llegada al fondo de Gastón Díaz, quien asistió de gran forma a Guido Mainero, y éste definió por encima del arco.

Fue victoria para el equipo de Heinze. Trabajada, luchada y merecida ante un Gimnasia y Esgrima que no lo inquietó demasiado. Con estos tres puntos, El Fortín acumula 14, y se volvió a meter en zona de copas internacionales. Ahora, Vélez volverá a actuar de local, y será el próximo domingo a las 15.30, frente a Belgrano.

FIRMA bena

Martín Benazzi @Benazzi27